Archivo de la categoría: cronicas conciertos

CONCIERTO EN ARENAS DE SAN PEDRO

Momentos del concierto celebrado el pasado julio en el pueblo de Arenas de San pedro. Todos los que disfrutamos alli, lo pasamos genial, y como siempre nuestro grupo nos realizo un gran concierto.
En un momento del concierto se animaron a capela a cantar
Izaskum e Iratxe como siempre muy elegantes y perfectamente acopladas
Iratxe se la vió más comoda en el concierto, y más suelta
Izaskum puso el sentimiento y nos puso los pelos de punta “desde que tu te has ido”
Javier demostró que 35 años no son nada, y su magnifica voz mantiene todos sus matizes y su fuerza
las 5 sonaron muy bien, con un buen sonido, y se les vió con ganas

Durante dos horas, recordaron todo lo bueno y clasico de su repertorio

Como siempre con final de concierto, “Adios amor” y la gente se soltó pañuelos incluidos

DESTINO OVIEDO

La gente se asombra de la pasmosa tranquilidad con la que uno cruza la piel de toro para plantarse en la otra punta de España,

como si dijese que fuera a la playa de Chipiona a pasar el día. Pero es que a veces los motivos y la afición pueden más que

doce horas de autobús con destino Oviedo, con el propósito de ver cantar a su grupo favorito. Pero las cosas son asi y a

estas alturas no las vamos a cambiar.

No solo me atraía la idea de ir a ver a Mocedades, que por supuesto es la de más peso, sino tambien la de conocer a alguna

de esa gente que he tenido oportunidad de conocer a través del foro, a través de esa gran ventana que se llama Internet,

abierta a todo un universo de posibilidades y de información.

He de reconocer que me gustaba la idea de conocer gente como y … o tan pirada como yo (no vamos a entrar en valoraciones

, que no vienen al caso), la cosa es que quedamos, los chicos del foro, a las 19:30 en el Café Apolo en la calle de la Luna.

Antes de la cita, estuve tanteando el terreno (aunque no fui el único) y estuve sentado en la plaza de la Catedral,

donde a las 21.30 actuaría Mocedades y alli me encontré con el amigo Mariano.

Durante ese rato, estuvimos viendo las pruebas de sonido de Mocedades, después de haberme tragado las de los

“Reegge” que actuaban tras ellos.

No sé porque, pero me gustan los ensayos, es como una “tapita” antes de la gran cena. Iratxe cantaba trocitos de

“Donna, Donna”, o de “Juliette”, todos cantaban, todos probaban los micros, les estuvieron entrevistando, en fin,

todos esos preliminares para el gran momento.

Antes de que se fueran tuvimos, Mariano y yo la oportunidad de hablar con Javi un momento y quedamos en que

después del concierto nos pasaríamos todos para verles.

Llegamos puntuales a nuestra cita con Jandro, con su amigo Antonio y con Pedro. Enseguida nos reconocimos

porque un rato antes nos habíamos visto en la plaza de la Catedral, pero no estábamos seguros de que fueran ellos.

No hizo falta el clavel en la solapa para la cita a ciegas, nos reconocimos fácilmente, todos llevábamos cámaras,

algún disco para que firmaran, en fin que fue fácil el reconocimiento.

Fue divertida la reunión, cada uno contaba cómo vivía esta historia que nos apasiona, Pedro recordaba gran cantidad

de programas que había visto dedicados a Mocedades, Jandro y Antonio contaban cómo las vecinas les mandaban

bajar el volumen de la música (no hace falta decir qué tipo de música) y Mariano y yo coincidimos en algo. A los dos

nos ha pasado de estar en una peluquería y ver que en una revista había algo de Mocedades y no saber cómo llevársela

sin que nadie lo vea, ya que te pueden poner la cara colorada. En fin, que pudimos convencernos de que no somos únicos,

que hay gente que hace las mismas cosas que tu, por un lado un alivio… y por el otro pierdes originalidad, ya que todos

coincidimos en que nuestros amigos nos dicen que somos muy “originales”, por estos gustos musicales que tenemos.

A las 20:30 en punto ya estábamos al pie del escenario, para tener el mejor sitio, aunque ya se nos había adelantado

alguna gente, pero aun asi, teníamos la primera fila en el lado izquierdo del escenario.

Allí continuamos charlando de todas estas cosas, lo poco que nos dejaban unas señoras que pretendían ponerse al día de

sus vidas a tres metros una de la otra (y nosotros en medio). Pero bueno, solo nos pusieron un poco nerviosos las voces

de las buenas señoras, aunque yo me llevé la peor parte, ya que una de ellas estaba a mi lado apoyada en la baranda del

escenario y sentí levemente su codo en mi costado, con la sutil pretensión de que le dejara sitio a otra que estaba mas atrás,

pero gracias a Dios, tengo unos lumbares a prueba de bomba y aguanté hasta que ella

se cansó.

Bromas aparte, a las 21:30 en punto, Mocedades llenó el escenario y la plaza con esa forma de cantar que

sólo ellos tienen. No creo necesario volver a decir las canciones que cantaron ya que el repertorio fue casi igual que

el de Valencia, solo con algunos cambios. Uno de esos cambios es que en vez de Luis, estaba Fernando (de la formación

Walt Disney).

El público ovetense, al principio fue bastante frío, pero según el espectáculo iba avanzando se iba entusiasmando

más hasta llegar a estar totalmente entregado al final.

Estando el concierto empezado, se nos acercaron dos chicas- ¿Sois del foro?- me preguntaron, a lo que yo asentí,

era Marta, de León y una amiga suya. Y ya alli nos quedamos el club de fans a cantar y a animar a nuestro grupo favorito.

Los momentos importantes del concierto, para mi, siguen siendo el momento en el que cantan “Tómame o déjame”,

“Desde que tu te has ido” y “Pange lingua”. Pero hay veces que te fijas en unas cosas y otras veces en otras. Y en

esto coincidimos todos: la versión de “Más allá”, soberbia, realmente buena, no siendo una canción fácil de interpretar.

Aunque una de las cosas más sorprendentes y más aplaudidas de la noche fue “Un poco de amor”, en la que Fernando

nos demostró a todos su gran fuerza vocal, en una canción que es complicada de cantar. Fue de poner los

“pelos como escarpias”. Aparte de este tema de Queen, también hizo un solo en “California espera”,

que fue muy aplaudido.

Izaskum y Javier, fueron, como siempre, los encargados de establecer con el público ese código de complicidad

que te hace sentir mas a gusto en un concierto, la gente les comentaba cosas, ellos respondían. Y a la inversa. En una plaza

de la Catedral repleta de gente de todas las edades dispuesta a pasar un rato agradable escuchando una buena música.

Volvieron a finalizar el espectáculo con su tema-lema “Sobreviviremos”, para, posteriormente volver al escenario a cantar

esas canciones que la gente siempre les pide.

Nos supo a poco, disfrutamos como enanos, a ratos cantábamos con ellos, (menuda osadía), a ratos escuchábamos

atentamente. Se despidieron de nosotros con una canción que yo nunca les había oído en directo, “Adios amor”, la canción

favorita de Joan. Y pañuelo en mano les dijimos adios, hasta la próxima. Por cierto, el pañuelo de papel me lo dio esa misma

mujer que hora y media antes me había estado clavando el codo y es que la música amansa a las fieras.

Todos salimos muy contentos de haberlos visto, Mariano, había estado todo el rato que se le caía la baba, yo igual,

Pedro afirmaba que le había gustado mas que el año pasado. Jandro y Antonio estuvieron disfrutando tambien, grabando

con la cámara y haciendo fotos. Marta y su amiga no pararon de cantar en todo el concierto.

Nos fuimos todos hacia la zona de los camerinos a ver si podíamos pasar, me acerqué a uno de los vigilantes y

le comentamos que habíamos quedado con Javier y nos dijo que pasáramos, pero cuando nos vieron entrar a los siete,

no sé quién era, pero se puso hecho un energúmeno y dijo que tantos no podían pasar que alli mandaba él, con lo cual,

ante una persona tan amable, no tuvimos mas remedio que aguantarnos y solo nos dejaron pasar a dos, y entramos Mariano y yo.

Esperamos un rato a que fueran cambiándose de ropa y el primero en salir fue Javier, estuvimos charlando un rato,

nos firmo una fotos que llevábamos los dos, luego salió Izaskum y luego salieron los demás, y puedo os puedo decir

que todos y cada uno de ellos fueron de lo más agradable con nosotros.

Javier nos preguntó por los demás y le dijimos que no los habían dejado pasar y todo el detalle de salir él mismo

a saludarlos y allí estuvimos hablando un rato, luego fue a él a quien no dejaban pasar, el vigilante, muy en su papel

le pedía acreditación y es que la gente, muchas veces no sabe donde

está de pie.

Ya después de despedirnos de ellos, cuando nos disponíamos a irnos a tomar unas cañas, apareció Iratxe y nos dijo,

que lo prometido es deuda y que una vez dijo que nos tomaríamos algo juntos, asi que nos fuimos a un bar de por alli

a tomar algo.

Fue muy divertido, estuvimos tomando unas cervezas y hablando de todo un poco, sobre todo de música, la

bombardeamos un poco a preguntas, lo típico, que como llegó a Mocedades, y todas esas cosas. Estuvimos criticando

un rato a las canciones del verano, que son todas iguales, a lo que el amigo de Iratxe añadió que vivimos en una

constante Nochevieja.

Tambien le dimos un repaso a Operación Triunfo u Operación “ruina”, como dice mi paisana

María Jiménez, bueno pues lo normal, un buen rato que pasamos juntos hasta la hora de despedirnos.

La jornada la concluimos con varias fotos que nos hicimos todos para inmortalizar una noche tan especial y tan divertida

. Y con esto, lo único que os digo es que el año que viene, nos volveremos a ver y los volveremos a ver. Por ello,

desde aquí les mando mis mejores deseos y toda la suerte del mundo y que aquí están todos los admiradores para

apoyar lo que haga falta. Hasta siempre amigos!!!!.

Crónica de un conciertazo

El pasado 14 de Julio de 2002, Mocedades actuó en la provincia de Valencia, más concretamente en Alborada

y hasta allí fuimos Enric, Joan y un servidor, Agustín, para ver sobre un escenario la nueva formación del grupo.

Hacía justo diez años que no los veía en directo, tenía muchas ganas y puedo asegurar que el sonido

Mocedades esta de enhorabuena, el concierto fue un exitazo, la entrega del público fue total,

la de ellos más aún y el resultado total de la noche fue inmejorable.

Llegamos a Alborada como a las siete de la tarde y nada mas llegar nos pusimos a investigar dónde

era el concierto para situarnos. Posteriormente buscamos un hotel donde dejar las cosas y nos fuimos a

la calle.

Nos acercamos a la zona donde iban a actuar, que estaba en fiestas y conforme nos íbamos

acercando escuchamos cantar “Charango”, rápidamente corrimos hacia el escenario y vimos que estaban

haciendo las pruebas de sonido. Ese fue nuestro primer contacto con Mocedades. Nos sentamos en

primera fila para escuchar los ensayos y desde ese mismo momento nos dimos cuenta que había merecido

la pena el viaje, el grupo sonaba tan bien como siempre.

Ya en los ensayos, Izaskum se fijó en nosotros porque le sorprendió que Joan se supiera todas las canciones.

En un intermedio, Enric le preguntó si era posible hacerles una entrevista para la página a lo que ella accedió. Después del concierto, íbamos a hacerles una entrevista.

La ilusión y los nervios iban

creciendo.

Tenían previsto comenzar a las 23 horas, pero como suele pasar en las fiestas, la cosa se retrasó y hubo

que esperar al castillo de fuego que clausuraba las fiestas de la localidad.

El público ya estaba nervioso y, por fin, a las 23,45 horas, los músicos aparecieron en el escenario y

empezaron a tocar la melodía de “Eres tu”, entre aplausos de la gente.

Al instante, aparecieron en el escenario Luis, Jai, Izaskum, Iratxe y Jose Antonio y, sin decir una

palabra, comenzaron, como suelen hacer siempre, a capella, “Charango”, interpretadas esta vez por

Izaskum y Luis. Continuó Iratxe con “El vendedor”, prueba más que suficiente de la fuerza vocal del

nuevo fichaje. Prosiguieron con una canción que me consta que le tienen mucho cariño, “La guerra cruel”.

“Recorrer el camino” la interpretó Jose Antonio y luego Izaskum “Has perdido tu tren”.

Poco a poco, el público se iba entregando a pasar un rato agradable

escuchando canciones que forman parte de su

memoria colectiva. Entonces llegó uno de los momentos más emocionantes: Iratxe hizo de “Tómame o déjame”

una de las versiones más impresionantes que he podido escuchar, en ese momento se metió al público en el

bolsillo, que la ovacionó con gran entusiasmo. El concierto siguió con otra de esas grandes canciones,

“Me siento seguro”. “Secretaria”, la presentó Javi, con su sentido del humor característico, como

“La ayudante de dirección”, ya que las secretarias dejaron de existir, tambien con este tema, la nueva

cantante supo lucirse.

Llego el momento de escuchar a Luis en un solo con “California espera”. Una gran versión. Con

“Desde que tu te has ido”, fue otro de esos momentos mágicos, interpretada por Izaskum, con esa dulzura

que le caracteriza. Fue tal como la cantaron que ella misma se emocionó con la reacción del

público. Le llegó el turno a “La música” y el escenario se llenó

de alegría después de esos momentos emocionantes, todo el público la cantó con ellos.

Otro momento cargado de emotividad fue cuando interpretaron “Pange lingua”, la gente cada vez estaba

más entregada y ellos tambien, en absoluto el concierto se enturbió con la molesta música de los bares

de las fiestas, que según la dirección del viento se oían en el escenario.

“Las palabras”, “Ana y Miguel”, “Colores” y “Más allá”, las cantaron en forma de popurrí dándoles un toque

muy especial. En “Le llamaban loca”, Javi se quejaba de que no tenía la voz del todo bien debido a

un constipado, aunque os puedo asegurar que apenas se notaba. Llegó el momento de la canción mas ovacionada de Mocedades, “Eres tu”, en la que el público les acompañó de principio a fin y terminaron con “Sobreviviremos”.

Tras unos minutos de aplausos y silbidos como reclamo para la vuelta al escenario de nuestro grupo

favorito, volvieron a aparecer sonrientes y contentos de la acogida que habían tenido en el pueblo

valenciano.

Llegó el momento de las peticiones, “Amor de hombre” fue la siguiente, el ambiente era ya mágico Izaskum

animó al público a levantarse de los asientos para que se acercaran al escenario. Siguieron las peticiones,

les pedimos “Maitechu mía”, y nos cantaron un trozo a capella, entonces fue ya la entrega total del público

que no paraba de aplaudir. En medio de toda esa conexión entre el Mocedades y los asistentes, a alguna

despistada le dio por pedir “el chucuchú”, a lo que Izaskum, medio en broma contesto que ellos no solían viajar

en chucuchú y que se habían confundido de grupo. Pero eso no paso de ser una mera

anécdota.

La siguiente petición fue “La otra España”, que entonó el público con ellos. Ya como despedida desenfadada

en una noche tan emocionante cantaron “Busca lo mas vital”, entre palmas, pero el público no los dejaba

marchar y fueron a por otra “Dónde estás corazón”, y contentos por el trabajo hecho, los cinco componentes

de Mocedades se retiraron del escenario después de darnos las gracias repetidas veces.

Tras una hora y tres cuartos de concierto solo puedo decir que fantástico, mágico y con muy “buen rollo”.

Los mejores momentos fueron cuando Iratxe interpretó “Tómame o déjame”, la conexión entre el público

e Izaskum en “Desde que tu te has ido”, que tanto a ella, como a mi ( no se los demás) se nos pusieron los pelos

de punta. Y otro momento muy emocionante fue cuando el público se levantó de los asientos y se puso al

pie del escenario. Magia, mucha magia es la que hubo, porque está claro que todos los conciertos no son iguales,

ni todos los públicos tampoco.

Respecto al grupo decir que esta formación me gusta, suenan bien. El peso del grupo está más

repartido. Izaskum y Javi como siempre conectaron bien con el público, Iratxe, simplemente genial, no sólo

canta bien, sino que interpreta, que es lo difícil. Luis y Jose Antonio estuvieron en todo momento a la altura

de la circunstancia. Muy bien todo, creo que en esta nueva etapa se merecen poner el nombre de

Mocedades donde ha estado siempre, en primera fila de la música en España.

…Detrás del escenario

Aún borrachos de las canciones de Mocedades y del buen ambiente del concierto, nos apresuramos los

tres hacia la parte de atrás para hablar con ellos. La zona de los camerinos estaba cercada por unas vayas

y custodiada por un guarda de seguridad al que le dijimos que avisara a Izaskum de que estábamos alli

para le entrevista.

Junto a las vayas estaba mucha gente esperando para que les firmaran autógrafos o para verlos, pero

solo pudimos entrar Enric, Joan y yo. Había dos camerinos, en uno estaban las chicas y en otro los tres chicos.

Iratxe fue la primera en salir, nos saludó y rápidamente la felicitamos por su actuación a lo que ella

respondió con un gesto de entre timidez y modestia. Entonces aproveché para hacerle unas preguntas.

Lo primero que le pregunté era que si estaba contenta con estar en Mocedades a lo que ella respondió: “Si, mucho, estoy muy contenta de pertenecer a este grupo.”

Sobre qué canción le gusta mas interpretar nos respondió que “Busca lo más vital”, “porque me divierto mucho,

me lo paso bien cantándola, aunque hoy me he emocionado mucho con “Tómame o déjame”- yo respondí

que nosotros tambien- hoy la he sentido de forma diferente, no se porqué. Como lleva poco tiempo en el grupo

y las canciones son tantas, nos comento que le había costado mucho trabajo aprenderse el repertorio -“sobre

todo por los matices, que hay muchos, te puedes aprender una canción entera, pero si hay muchos detalles

cuesta más. Por ello es por lo que llevo “chuleta”, cuando tenga un poco mas de rodaje, no me hará

falta.

Iratxe es una chica sencilla, de veintiocho años, con unos ojazos azules y sobre todo muy agradable y

simpática. Se sonrojó algo con los elogios, porque afirmaba no estar acostumbrada a tanta foto y tanto

piropo.

Mientras yo hablaba con Iratxe, ya había salido el resto del grupo y Javier e Izaskum estaban hablando

con Joan y Enric, estaban sorprendidos con unos singles muy antiguos que Joan les llevaba para que

se lo firmasen.

A continuación comencé a hablar con Izaskum sobre la página de Kerman, que ellos no sabía que existía,

pero nos comentaron que, aunque tenían la página oficial de Steven Wilson les gustaría tambien estar en

contacto con esta.

Enric le pregunto por el nuevo disco, a lo que Izaskum respondió que en Septiembre se pondrían manos a

la obra, por ahora lo único que estaban haciendo es ir mirando temas. “Queremos sacar un disco nuevo,

aunque – afirmaba Izaskum- de los últimos discos nadie nos pide nada, de Suave Luz, nunca nos piden

ningún tema”. A lo que yo, rápidamente contesté “Vivir sin ti”, es una de mis canciones

preferidas.

No entraba en nuestros planes hablar del tema, yo nunca lo hubiera preguntado, porque sé que es

un tema embarazoso, pero salió. Izaskum está molesta con sus hermanos por una serie de cosas que han

ocurrido últimamente. “Aunque son mis hermanos no dejo de reconocer que lo que está ocurriendo últimamente

no se puede admitir, han estado incluyendo en sus conciertos en Méjico gran cantidad de canciones de

Mocedades. Yo no digo que no hagan algo, que hagan un “popurrí” con algunas de las canciones, pero que gran

parte del espectáculo sea basándose en canciones de Mocedades no me parece bien, porque Mocedades

aun existe”. Mientras Izaskum contaba esto, el resto del grupo callaba. Se notaba en sus palabras que lo

sucedido le dolía. “Llevo 33 años defendiendo el nombre de Mocedades, como para que ahora nos tumben,

porque es que andan artículos por ahí con titulares inadmisibles, como “Sergio y Estíbaliz+Mocedades=

El Consorcio”, o que los presenten en Sudamérica como “Los antiguos Mocedades”. Yo, con intención de

mediar en la medida de lo posible añadí que muchas veces los medios de comunicación tienen la culpa, porque

no están bien informados, a lo que ella me contestó: “Si tu no quieres que se publique algo, no se publica,

tu puedes revisar y decir que ese titular lo cambien y lo cambian. Lo que no puede ser es que esté ocurriendo

esto y que le afecte tan directamente a Mocedades”. El tono de Izaskum no era tanto de indignación como

de sentimiento, repitió en varias ocasiones “ y que conste que son mis hermanos, pero es que en la familia

no hablamos de trabajo”.

Pasado este delicado tema que ella misma me indicó que incluyera en el reportaje. La conversación con todos

fue de lo mas agradable, Izaskum demostró gran interés en nosotros y estuvimos un buen rato con ellos hasta

la hora de irse.

Enric preguntó a Izaskum si para el 35 aniversario del grupo harían algo especial, si sería posible volverlos a

ver todos juntos sobre un escenario. “No lo sé, aun queda mucho tiempo, ya veremos lo que hacemos”.

Siempre, se ha insistido en la sencillez de Mocedades, son personas normales- “Yo no me siento artista – comentaba Izaskum- me considero una persona normal, nunca he ido de diva ni de artista, además no hace

falta ser solista para aguantar 33 años en un grupo como he aguantado

yo”.

Finalmente nos despedimos de ellos, y satisfechos con todo lo ocurrido nos marchamos los tres a

“no dormir”, porque estábamos nerviosos aun de todo lo ocurrido. Pero una vez mas, decir que mereció

la pena y que no son ni más ni menos que lo que había pensado siempre: buena gente.

Muchas gracias Mocedades.

Sevilla. 31 de Julio de 2002.

Agustín Navarro Alcaide

ETERNA MOCEDAD

Es difícil encontrar un bilbaíno que haya olivado el estribillo de “eres tu”, con aquel agudísimo u-u-u-u- que ponía en un compromiso a los que se atrevían a imitara Amaya.
El repertorio de Mocedades se ha instalado en la memoria de la ciudad, como esas canciones de las que uno siempre se acuerda cuando se va de excursión con un grupo de amigos y tiene ganas de cantar. El sábado por la noche, gran parte de esos admiradores volvió a reunirse para escuchar esa misma melodía.
Pero en esta ocasión era otra voz la que entonaba.
A pesar del tiempo trascurrido , la palabra Mocedades sigue siendo un conjuro para el publico de Bilbao. La actuación de la Pérgola congregó a una multitud tranquila y sin empujones, donde abuelos y nietos saboreaban helados de vainilla. Muchos renunciaron a los fuegos artificiales para poder conseguir un buen asiente y cuando el reloj marco la hora señalada ya había varios miles de espectadores acomodados en los rincones del jardín.
Los músicos salieron al escenario con puntualidad británica, envueltos en una armonía de ropa oscura y dispuestos a sentirse en casa. De los cinco integrantes del conjunto solo dos Izaskum y Javier- han compartido los 27 años de trayectoria del grupo. Ellos llevaron el peso de la comunicación con el público. Presentaron a los nuevos componentes y repasaron sus éxitos en clave de complicidad “os acordais de esta, vamos a por ella”.
El público se acordaba de casi todo. Fue uno de esos conciertos a los que se va con legión aprendido, porque la mayor satisfacción es revivir nota a nota las canciones archivadas en el recuerdo. Algunos no resistieron la tentación de cantar. Otros daban palmas con la mirada teñida de nostalgia, como embarcados en un viaje al pasado. El grupo no ofreció ninguna canción nueva que definiera su actual etapa. Nadie lo esperaba. Los espectadores estaban allí para solidarizarse con la esposa de Tómame o Déjame para seguir la triste vida de secretaria o emocionarse con el destino trágico de Maitetxu mia
Y eso fue lo que encontraron. Las cantaron todas, con su característico sonido de polifonía y la solista Inés Rangil , que salió con bien de la batalla de las comparaciones. Convenció a la mayoría , aunque tuvo que escuchar una sonora discrepancia. Hacia mitad del concierto un hombre de pelo cano sentado en cuarta fila comenzó a gritar ” tongo, tongo, vosotros no sois Mocedades. “y quienes somos” le pregunto Izaskum, unos imitadores, contesto antes de levantarse y abandonar el recinto. El incidente pronto quedó olvidado.” Estamos aquí para hacer canciones que os gusten a todos, afirmó la representante de la familia Uranga.
Y prosiguió el recital que se prolongó con numerosos bises. Cuando cantó Pange Lingua por aclamación del publico, Izaskun se sacudió dos lagrimas rebeldes que ya no la abandonaron. Los espectadores terminaron de pie, agitando pañuelos blancos y moviéndose al ritmo de Willy Fog en la vuelta al mundo. A la salida un hombre barruntaba su desencanto ” ya no suenan igual. Yo pensaban que eran los mismos pero me ha dicho mi mujer que ahora se llaman el Consorcio, pues yo creo que están en una etapa de mucha calidad, le replicó un joven que se avanzaba a los camerinos decidido a conseguir autógrafos. Entre la cola que se formó ante la puerta donde todavía se tarareaba ¿dónde estas corazón?, Sergio y Estíbaliz apuraban dos cucuruchos mientras esperaban ” para saludar a la familia”.